La rana terrible

Phillobates terribilis (Cred.: Wilfried Berns, Wikipedia)
Phillobates terribilis (Cred.: Wilfried Berns, Wikipedia)

Phyllobates terribilis es el nombre que los zoólogos han puesto a la rana dardo dorada. Hay que decir que tiene bien ganado el nombre específico (terrible) porque es, muy probablemente, el vertebrado más venenoso que existe. Phyllobates terribilis pertenece al grupo de ranas dardo, y habita en las selvas de la costa pacífica de Colombia.

La rana “terrible” debe su naturaleza venenosa a la batracotoxina. Batracotoxina es la denominación que reciben las toxinas de un grupo de venenos compuestos por ciertos alcaloides esteroides que han sido hallados en algunas ranas, cucarachas y aves. Todos son tóxicos, -neuro y cardiotóxicos-, pero la rana Phyllobates terribilis y las cucarachas los escarabajos de la familia Melyridae son las especies que cuentan con la batracotoxina de mayor toxicidad. Lo curioso del caso de la rana, es que no es ella la que produce la toxina, sino que la obtiene de las cucarachas los escarabajos de la familia Melyridae que son las que la sintetizan. La rana se come a las cucarachas los escarabajos, acumula su toxina, pero a ella no le causa daño alguno.

La batracotoxina actúa sobre los canales de sodio de las neuronas, modificando su especificidad y alterando su dependencia dependencia con respecto al voltaje de la membrana. El impulso nervioso consiste en el desplazamiento a lo largo del axón neuronal de una despolarización (cambio de polaridad eléctrica) transitoria de la membrana y esa despolarización tiene su origen en cambios transitorios en el estado (abierto o cerrado) de canales de sodio y de potasio que dependen de la diferencia de potencial que hay entre la cara interna y la externa de la membrana. Cuando se produce una despolarización de la membrana axónica, se abren sus canales de sodio dependientes de voltaje y eso provoca la entrada de iones sodio (cargas positivas) en la neurona; esto es, la despolarización se acentúa en ese punto y hace que se extienda hacia zonas adyacentes, donde el efecto se repetirá. Unos instantes después los canales de sodio se inactivan, lo que supone que se cierran aunque la polaridad de la membrana no haya cambiado, y además, se abren los canales de potasio dependientes de voltaje. Como consecuencia de ello, los iones potasio (cargas positivas) salen de la neurona, lo que hace que la membrana se vuelva a polarizar (potencial eléctrico negativo), que es su estado normal en reposo. Estos son los acontecimientos más importantes (aunque no los únicos) que intervienen en un impulso nervioso.

La batracotoxina provoca que, además del sodio, otros iones puedan también pasar por sus canales y, por si eso era poco, hace que se mantengan abiertos. Como consecuencia, la despolarización se mantiene de forma permanente, por lo que al no poderse repolarizar la membrana, no se produce transmisión de impulsos nerviosos. El efecto final de todo ello es que los músculos se paralizan.

Como ya he señalado, la batracotoxina es cardiotóxica, porque obstaculiza la despolarización de la membrana del músculo cardíaco, sin la cual no se puede producir su contracción normal. Los primeros efectos de la toxina (arritmia, extrasístole y otros), dan paso a la parada del corazón.

Phyllobates terribilis es especialmente venenosa, puesto que tiene 27 veces más toxina que las ranas de su mismo género y su toxina es 20 veces más tóxica. Son suficientes 100 mg para matar a una persona. De hecho, la batracotoxina es diez veces más tóxica que la tetrodotoxina del pez globo y quince veces más que el curare. No obstante, no alcanza el nivel de toxicidad de la toxina botulínica.

La batracotoxina es la herramienta de defensa de la rana. Esa es la razón de que las glándulas de la piel la secreten sólo cuando se siente amenazada o es atacada. Y como ocurre con otros venenos, es muy común su uso por parte de los pueblos Noanamá Chocó y Emberá Chocó, del oeste colombiano. Impregnan las puntas de sus flechas con él.

—————————————

Nota: José Ramón Alonso también ha escrito sobre esta rana en su blog.

11 Comentarios

Participa Suscríbete

MiguelMiguel

Enhorabuena y gracias, por el artículo y por el blog.
En el artículo de J. R. Alonso: . . . “se estima que una Phylobates terribilis contiene en torno a 1 mg de toxina, suficiente para matar unos 10-20 humanos” . . . Mientras que aquí: “Son suficientes 100 mg para matar a una persona”. La variación de la dosis es enorme.
Por otra parte, ¿la reacción es instantánea? ¿Es este el tipo de casos peliculeros en los que estás muerto antes de notar el pinchazo del dardo? ¿O es sólo ficción?

Juan Ignacio Pérez

Hola
Tengo que contrastar el dato, pero así a botepronto diría que es muy probable que mi mg sea en realidad µg, y que en algún copypaste haya pasado como m lo que era µ (es la misma tecla). Por lo demás, los primeros efectos pueden ser muy rápidos si entra por vía sanguínea, aunque la muerte se produce por parálisis o por parada cardiaca, por lo que instantánea no es. Creo.
Muchas gracias.

MiguelMiguel

Ok. Así las “dosis” se parecen más.
Muchas gracias por la atención. Esto es mejor que el consultorio de la Sra. Francis.

Juan Ignacio Pérez

Hola
No te puedo responder con seguridad, pero supongo que los canales de Na dependientes de voltaje de la rana no permiten que la toxina se una a ellos y si lo permiten, no sufren ningún cambio que dé lugar a un funcionamiento anómalo. Cuando se producen este tipo de inmunidades en otros casos la clave suele estar en que la cadena de aminoácidos del canal tiene alguna diferencia con el de los animales que carecen de tal inmunidad y que esa diferencia es la que impide la unión de la toxina o evita que cambie su funcionamiento.

wachovskywachovsky

Si se adaptó lo hizo en un tiempo no tan prolongado para lograr tal inmunidad, supongamos que se trata de un algoritmo aminoacídico que viene por el lado de su ARN transferencia o riboenzimas haciendo transcriptasa inversa (como hacen los retrovirus), entonces ¿dónde entraría la selección natural a largo plazo produciendo mutaciones que por dicha presión evolutiva la vuelvan inmune? ¿se podrá establecer algún día un selectoma-mutanoma como ya tenemos casi un proteoma, un interactoma y un metaboloma?

patxikupatxiku

Hola:
la Melyridae, es una especie de cucaracha o de escarabajo? o es todo lo mismo?

J.DiazJ.Diaz

Puesto a corregir, le aconsejo repasar la frase; «alterando su dependencia dependencia con respecto».

Me duele que un articulo tan interesante tenga herratas — de herradura — que afecten a la apreciacion del contenido por el continente.

Un saludo.

Por cierto; ¿Tanto cuesta poner los signos de admiración e intrrogacion a ambos extremso de una frase?

J.DiazJ.Diaz

Como dislexico se lo dificil que es mirar y no ver. No lo tome como una critica, no se imagina como seria si yo publicara cosas.

Un saludo

Responde a leonardo

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Cancelar